Reinauguración del Planetario de Bogotá

Planetario de Bogotá por Alejandro Cárdenas

Foto y texto por Alejandro Cárdenas A.

Muy seguramente Galileo Galilei (1564-1642), el padre de la ciencia moderna, no inventó el telescopio, pero sí fue el primero en apuntarlo al cielo y hacer mediciones rigurosas por medio del método científico. La astronomía no volvió a ser igual después de 1609 a partir de las observaciones de Galileo; satélites naturales alrededor de Júpiter, manchas en el Sol, cráteres en la Luna, cientos de estrellas en la "mancha" de la Vía Láctea, fases de Venus, "orejas" para Saturno, entre otros hechos que fundaron la astronomía moderna. Cuatrocientos años después de aquel diciembre veneciano Neil Armstrong estaba pisando la luna y Bogotá inauguraba, con la presencia del presidente de la República de ese momento, Carlos Lleras Restrepo, y el alcalde mayor de Bogotá, Emilio Urrea Delgado el Planetario de Bogotá.

Por Alejandro Cárdenas Avendaño

La idea de un Planetario para la capital la materializó el alcalde de Bogotá de 1967, Virgilio Barco Vargas, con el apoyo de la Federación Nacional de Cafeteros y el Banco Cafetero. Después de haber funcionado por más de 40 años, haber sido sede del Museo de Arte Moderno, la Cinemateca Distrital y la Galería de Arte Santafé, el planetario realizó una completa modernización, la cual tardó más de dos años, que concluyó en una nueva inauguración el pasado Jueves 21 de marzo con la presencia de la Doctora Silva Torres de Peinbert, presidenta electa de la Unión Astronómica Internacional e Ian McLennan, experto en planeación y administración de proyectos públicos, entre otros.

Interior del Planetario Distrital de Bogotá por Alejandro Cárdenas

Panorámica del interior del planetario por Alejandro Cárdenas A.

El planetario de Bogotá, administrado actualmente por el Instituto Distrital de las Artes (Idartes), es mucho más que estrellas, como lo afirma su nuevo eslogan, puesto que ahora cuenta con un Museo del Espacio, una nueva sala de Proyecciones, una Astroteca, una Terraza de Observación y una sala infantil. Debido a su gran oferta cultural, sin duda alguna, el planetario debe ser un lugar de visita frecuente.

Síganos en

Ir arriba